domingo, 26 de marzo de 2017

Cultos Innombrables: Cthonian

Seguimos con nuestro particular viaje criptozoológico por la fauna de los Mitos de Cthulhu, esa que imaginó Lovecraft e hicieron grande Derleth, Campbell, Bloch o Carter. Y, como dice Joaquín Reyes en el anuncio de El Transistor, "ahora viene lo mejor". Sí, porque aunque son las entradas más duras de toda la colección, también son las más divertidas de hacer. Las ilustraciones son del libro Sandy Petersen's Guide to Lovecraftian Horrors, aunque algunas de las criaturas que aparecerán, como los Habitantes de la Arena, no aparecen en el libro de Petersen, y las ilustraciones de internet son tan horribles, que me va a tocar buscar mucho para conseguir una imagen decente. 
Pero bueno, no me lío más; vamos a por la primera criatura de esta última parte, el Cthonian.

Aviso: Para poder ver correctamente los símbolos de Hitos de la entrada, debéis tener instaladas las fuentes que creó Miguel Ángel (Cable); si no sólo veréis números en lugar de las habilidades. La podéis descargar de aquí
Gracias a Claudio Cáceres, de la Comunidad de G+ de Cultos Innombrables, por el aviso.


Cthonian
No existe una criatura igual al cthonian. Su tamaño, fuerza, inteligencia, e incluso belleza, los convierten en unos seres realmente increibles, capaces de destruir ciudades con sólo mover su vermiforme cuerpo. Se mueven bajo la corteza terrestre derritiendo la roca a su paso. Se encuentran, sobre todo, cerca del núcleo terrestre, si bien sus crías suelen estar más cerca de la superficie debido a las altas temperaturas del centro de la Tierra. Cerca de la superficie también suelen encontrarse ejemplares adultos, bien por temas reproductivos o bien por haber sido impulsados por una corriente de magma. Su ciclo de vida es desconocido pero, si hacemos caso a lo que algunos textos dicen, algunos ejemplares adultos pueden alcanzar una existencia cercana al mileno.
Son extremadamente sensibles al agua, y una inmersión total en este elemento mataría al cthonían casi de inmediato. El mayor y más poderoso ejemplar de esta raza es Shudde M'ell.

Motivación
Se desconocen las motivaciones de estas criaturas, pues hasta cierto punto son pacíficas y no interactuan demasiado con el ser humano. Parece ser que se centran más en reproducirse y moverse continuamente, quizás para evitar ser atrapados como ya lo estuvieron antaño, en la ciudad de G'harne.

Forma de actuar
Los cthonian se comunican entre sí telepáticamente, sin importar la distancia. Esta habilidad es más fuerte en los ejemplares adultos, pudiendo controlar a otras formas de vida. Cuando sienten amenazados, o algo les llama la atención, suelen sondear las mentes de sus víctimas e incluso llegan a controlarlas para evitar cualquier peligro. Evitan, sobre todo, las grandes masas de agua, un auténtico anatema para ellos. Los adultos, además, pueden provocar grandes terremotos.

A efectos de juego
Un solo ejemplar adulto de estas criaturas es una amenaza suficientemente importante como para ser ignorada. Si bien son criaturas muy inteligentes, y bastante escurridizas si se sienten amenazadas, es posible controlarlas mediante grandes hechizos y rituales para que sirvan al propósito del culto.
Si el culto posee algo que el cthonian considera atractivo o necesario para él, este entrará en contacto con el culto telepáticamente, intentando manejar al grupo mediante el control mental. Se sabe de cthonian que han utilizado pueblos enteros como método de defensa, sobre todo en época de apareamiento y, sobre todo, cuando sus crías comienzan a eclosionar.

Ilustración de Loïc Muzy
Control telepático
Los cthonian, sobre todo los adultos, pueden intercambiar ideas y sensaciones con los humanos, incluso pueden llegar a controlarlos si creen que el humano posee algo de quieran o que puede ponerles en peligro. El cthonian enfrenta su VOL + 5 Comunicación telepática contra una dificultad de 15 + VOL del objetivo. Si este logra superar la tirada la víctima estará bajo el control de la criatura M horas, tras las cuales despertará sin recordar nada o volverá a caer bajo el influjo del cthonian, si este vuelve a controlar telepáticamente a su objetivo.

Ataque de tentáculo
Un cthonian puede atacar cada turno con tantos tentáculos como la mitad de su 2 (máximo 8 tentáculos), cada uno dirigido a un objetivo distinto. Si el ataca impacta, además de hacer el daño oportuno, el tentáculo quedará aferrado a la víctima drenando sangre y fluidos a un ritmo de C puntos de daño consolidado.

Ataque de aplastamiento
Un cthonian puede usar su gigantesco cuerpo vermiforme para aplastar a sus enemigos. Cuando el cthonian se alza y cae, su cuerpo ocupa un área de un diámetro igual a FOR/2. Los oponentes que se encuentren dentro de la zona de impacto pueden esquivar con REF más la habilidad más adecuada entre 1 2Quien no consiga superar el ataque del cthonian, morirá automáticamente salvo que active el aspecto adecuado.

Terremotos
Sólo los cthonians adultos son capaces de producir terremotos. La magnitud del seísmo será igual a la suma de las distintas puntuaciones de REF en un área de 100 metros. Así, un cthonian adulto con una puntuación de REF 2 provocará un terremoto de 2 en la escala Richter, algo imperceptible e inofensivo, prácticamente las vibraciones provocadas por el movimiento del monstruo. Haría falta un gran número de estos seres, o un ejemplar realmente enorme, para destruir una ciudad grande.

No hay comentarios:

Publicar un comentario